lunes, 23 de mayo de 2011

Chupaleches

Iphiclides podalirius es una mariposa grande y francamente vistosa, que hace 10 días he visto por primera vez en mi vida. Cuando he buscado referencias me he encontrado con que es relativamente frecuente (¿dónde he estado mirando yo hasta ahora?...), y se llama vulgarmente chupaleches (nunca mejor dicho lo de vulgarmente).

Un comentario más, aprovechando que por aquí pasais aficionados a la naturaleza. En el enlace de la wikipedia pueden verse dos fotos: la de arriba de una mariposa disecada, la de abajo de una mariposa viva. Comparar los colores me parece una razón de peso para no capturar nunca jamás una mariposa para coleccionar.

Tratamiento digital: recorte, pequeño retoque de curvas, reducción de tamaño y añadido del marco.

Canon 60D + 15-85 mm f3.5-5.6 IS USM EF-S
1/320, 9.0, ISO 100, 136 mm equivalente, macro a pulso.

4 comentarios:

Erna Ehlert dijo...

Es muy bonita.
No la he visto nunca al natural.

Saludos

diminuto blog dijo...

Pues yo tengo más suerte. Las veo con tal frecuencia que incluso llego a distinguir entre ejemplares de un día para otro.
Vienen a libar a algunas flores de mi balcón, e incluso se posan con cierta facilidad en tus manos, si se las ofreces (depende del momento en su ciclo vital).

En cuanto a la diferencia de colores entre ambas imágenes en wiki, no te fíes. Existen Iphiclides con amarillos vivos y en contraste con trazos negros bien definidos. Hay otras más claritas, casi blancas, y con negros más difusos.

Comentarte, por último, que esas "colitas" en las alas son defensas ante ataques de eventuales predadores (como en el caso de su prima hermana la Papilio maacaon, también lepidóptero, y de la Nemoptera bipennis (un neuróptero precioso, de ensueño)

Y ya me callo, que me entusiasmo y no sé cuándo parar.

;-)

Curro Armenio dijo...

La naturaleza hace lo más hermoso y lo más horroroso. Todo con la misma naturalidad. De lo que no cabe duda es de que lo hace bien.

Buena foto. Veo que disfrutas de tu nuevo equipo.

Erelea dijo...

Se me amontona el trabajo.

Erna, es posible que en Mallorca no haya esta mariposa.

Diminuto, que suerte tener visitas a domicilio de esta mariposa. Es preciosa.
Cuando hice la foto probé a ofrecer la mano, como tu dices, y llegué a hacer un par de fotos de la mariposa en mi brazo.
No me extraña que te entusiasmes.

Curro, pues sí que lo estoy pasando bien. Además me encanta probar y probar, así que ya tengo juguete para todo el verano.

Muchas gracias a los tres por vuestros comentarios.