viernes, 18 de junio de 2010

Huella

Llevo más de un mes en que prácticamente no he cogido la cámara, y esto está haciendo que tampoco me acerque a este blog. La foto de hoy la hice en Semana Santa.
Es una huella de avutarda, que según tengo entendido es el ave que vuela más pesada del mundo mundial. Records aparte es un bicho notable por su aspecto, y al que le tengo muchas ganas fotográficas. De momento me conformo con esta huella que me llamó la atención porque ha conservado "las huellas dactilares" del pájaro. Recomendable para ver en grande.

Tratamiento digital: retoque de curvas, reducción de tamaño, aumento de nitidez y añadido del marco (todo con el Gimp).

Fujifilm Finepix S100FS, 1/400, f4.5, ISO100, 28mm, macro.

4 comentarios:

Curro Armenio dijo...

También yo llevo tiempo sin sacar la "cámara". A veces es bueno descansar.

Pero a mí no me engañas. La foto es del cráneo de un monstruo incógnito, con los ojos en forma de V para dar más canguelo, la nariz sin vómer y un único diente de leche en su boca. Debió ser, por tanto, un monstruo de pocos meses. Murió de una pedrada de honda en la sien.

Aunque todo esto sea una manera pedante de decirte que me encanta.

Erelea dijo...

Pues sí. Eso es lo que me pide el cuerpo ahora mismo: descansar.

En cuanto al párrafo central de tu comentario, veo que de imaginación andas sobrado. Cualquier día das el salto del relato costumbrista al fantástico. Puede ser divertido a la vista de la muestra.

¡Gracias Curro!

Araceli dijo...

Una foto ocurrente. Me gusta. Por cierto, sacar la cámara sola siempre es más dificil. Puedes apuntarte a algun grupo de fotografia. Puede resultar estimulante. Vale la pena viendo tus bellas fotos.

Erelea dijo...

Gracias Araceli.
Estar en un grupo de lo que sea implica (al menos para mi) asumir compromisos. Por lo menos de momento prefiero ser libre.